Escapando de mi Depresión

5760241_460s

¿Porque esta imagen en la entrada? Desde que vi la imagen decidí hablar sobre mi depresión; si tu has pasado alguna depresión, sabes que esta es la mejor imagen para describirla; durante casi 9 años pase una depresión bastante profunda y muy tediosa; y me sentía exactamente como la imagen, como un par de demonios que siempre estaban conmigo, no importa lo que hiciera, sabia que siempre estaban ahí. Mi vida se había vuelto un poco “gris”, y yo era muy sociable, salía con mía amigos y pasaba un buen rato, me reía, disfrutaba, pero en el fondo sabia que ahí estaban, era como un bloque de hielo con lo que tenia que aprender a vivir.  Habían días peores que otros, días que no podía salir de la cama, era como vivir en “low motion”, nada tenia sentido, no tenia propósito y no podía ver mas allá de mi situación. Llevaba un doble vida: aquella en la que era la persona mas feliz de todas; y aquella en la que los pensamientos del suicidio eran constantes y partes de mi vida, estos demonios se habían hecho parte de mi vida, eran mis amigos, después de todo eran los únicos que estaban siempre conmigo.

Espero que no estés pasando por una depresión, y si lo estas pues continua leyendo para poder salir de esa situación. Durante todo ese tiempo, siempre permanecía orando y buscando el rostro del señor y realmente tenia una relación con Dios. ¿No has tenido un amigo de aquellos, que posiblemente tienen algún mal concepto sobre algo, pero aun así es tu amigo?. Pues así era mi relación con Dios, lo buscaba y podía estar con El, pero no dejaba que se hiciera cargo de mi depresión, mi relación con Dios llegaba hasta donde comenzaba mi depresión. Tuve que comenzar a confiar en Dios y creer lo que decía su palabra.

Lo primero que tuve que creer fue quien era yo en Dios, Juan 1:12 dice  Mas a todos los que le recibieron, a los que creen en su nombre, les dio potestad de ser hechos hijos de Dios”, Yo soy un hijo de Dios, no tengo que luchar por serlo, no importa lo que haga y lo que no haga soy un hijo de Dios. Comencé a creer lo que la biblia decía sobre mi. ¿Me sentía como un hijo de Dios? Claro que no, pero decidí creer lo que decía la biblia, antes que lo que decía mis emociones, siempre estaba esa pequeña voz que me decía que no era merecedor y que me recordaba lo que yo creía que era. Comencé a vivir como un hijo de Dios aun cuando no lo sentía. Y comencé a leer la biblia, no como aquella persona condenada sin propósito, sino como un hijo de Dios y la biblia como la carta de amor de un padre hacia su hijo.

Me ayudo mucho este pasaje de la biblia :

Isaías 41:10-13:

  9 Porque te tomé de los extremos de la tierra, y de sus principales te llamé, y te dije: Mi siervo eres tú, te escogí, y no te deseché.

10  No temas, que yo soy contigo; no desmayes, que yo soy tu Dios que te esfuerzo: siempre te ayudaré, siempre te sustentaré con la diestra de mi justicia.

11  He aquí que todos los que se airan contra ti, serán avergonzados y confundidos: serán como nada y perecerán, los que contienden contigo.

12  Los buscarás, y no los hallarás, los que tienen contienda contigo, serán como nada, y como cosa que no es, aquellos que te hacen guerra.

13  Porque yo Jehová soy tu Dios, que te ase de tu mano derecha, y te dice: No temas, yo te ayudé.

Siempre que esa pequeña vos regresaba diciéndome que no podía, yo le decía este versículo y la callaba diciéndole lo que dice Juan 1:12. Comencé a creer lo que decía la palabra, y ya no me sentía como un condenado, no me sentía prisionero, me sentía como el hijo del Dios Todopoderoso. Comencé a no apartarme de la gente, comencé a buscar material y canciones que me hablaran de lo que era en Dios, comencé a buscar la libertad y abrazarla. Y en todo momento Dios nunca se aparto de mi, posiblemente lo único que yo sentía eran los demonios que me acechaban, pero yo sabia aunque no lo sintiera que Dios estaba conmigo. Comencé a creer, antes que sentir, es decir, negué mis emociones y sentimientos que me decían que no era valioso. Algo que me ayudo mucho fue hablar sobre mis sentimiento, a la primera persona que le dije que soy homosexual, le pude contar lo que por años me había guardado. La fe comenzó a desplazar mis sentimientos, sabia que era hijo de Dios, ahora lo creía y lo vivía.

Pero siempre estaban esos demonios ahí, posiblemente ya no hablaran, pero sabia que estaban ahí. Posiblemente lo que voy a contarte te parezca algo extremo, pero ¿Qué si esos demonios eran reales? Después de todo la biblia dice que los discípulos tenían poder para echar fuera demonios y para sanar toda dolencia. ¿Que tal si tenia autoridad de mi situación? Efesios 6:2 dice: “Porque no tenemos lucha contra sangre y carne; sino contra principados, contra potestades, contra señores del mundo, gobernadores de estas tinieblas, contra malicias espirituales en los aires.” ¡Por lo tanto yo sabia que si había algo con lo que luchar! Lucas 10:19 dice: “Mirad, os he dado autoridad para hollar sobre serpientes y escorpiones, y sobre todo el poder del enemigo, y nada os hará daño.” Y si había algo detrás de mi depresión, pues también sabia que tenia autoridad.

Solo había una forma de averiguarlo, todavía recuerdo que era de noche y estaba orando, me levante y dije: “Yo se que tengo autoridad sobre toda potestad. En el nombre de Jesús depresión te resisto y declaro que no tienes autoridad sobre mi. En el nombre de Jesús depresión te echo fuera de mi”. Fue la sensación mas hermosa que no había sentido en años, fue como quitarse una gran carga de encima, como entrar al calor después de haber estado en un invierno; sabia que al fin aquellos que habían estado conmigo siempre ya se habían ido. Me sentía libre, al fin pude sonreír y pude vivir como debía ser; pude verme como Dios me miraba y ahora si sabia que Dios estaba conmigo. Lo mismo hice con la ansiedad, sufría mucho de ansiedad, hasta que no podía no siquiera vivir en paz, pues la ansiedad también tuvo que irse.

Recuerda no estas solo, nunca lo has estado. Dios esta contigo que te sostiene de la mano derecha y te levanta a cada instante, eres valioso, precioso y amado. El creador del universo te ha amado con amor eterno y eres lo mas valioso para El. Comienza a creer estas cosas y a verte como Dios te mira y espero que puedas vencer a la depresión o ansiedad y puedas se libre para vivir como Dios quiere que vivas.

Recuerda que El es el hacedor de Milagros

One response to “Escapando de mi Depresión

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s